Pasar al contenido principal

Carl Theodor Dreyer

Carl Theodor Dreyer nació el 3 de febrero de 1889 en Copenhague. Su madre era una sirvienta sueca, Josephine Nilsson, y el padre era desconocido. Justo después de su segundo cumpleaños, es adoptado por el tipógrafo Carl Theodor Dreyer y su mujer Inger Marie, de soltera Olsen.

Tras realizar distintos trabajos de oficina, en 1910, Dreyer entra como periodista en un rotativo, se especializa en aviación y obtiene el título de piloto de globos. También escribe retratos bastante ofensivos sobre las celebridades de la época.

En 1911 se casa con Ebba Larsen. Tienen una hija, Gunni, en 1913, y un hijo, Erik, en 1923.

En 1912, Dreyer vende su primer guión de película y al año siguiente es contratado por la productora Nordisk Films Kompagni, donde trabaja como asesor y escritor de guiones, y montador de películas.

Estando en la Nordisk, Dreyer debuta como director con El Presidente ( Præsidenten ), que se estrena en 1919. Hasta 1926, realiza otras siete películas para empresas danesas, suecas, alemanas y noruegas. Obtiene un gran éxito en Dinamarca con Érase una vez ( Der var engang , 1922) y en Francia con El amo de la casa ( Du Skal Ære Din Hustru , 1925).

En 1927, dirige su película más ambiciosa, La Pasión de Juana de Arco ( La Passion de Jeanne d'Arc ), en Francia. El estreno se produce al año siguiente, pero no consigue la respuesta esperada. En 1930, realiza su primera película hablada, Vampyr, con la financiación de un acaudalado mecenas. Después de un prolongado trabajo de sonido, la película se estrena en 1932.

La carrera cinematográfica de Dreyer se estanca y se ve obligado a ganarse la vida como periodista judicial para el diario Berlingske Tidende. En 1940, su amigo Ebbe Neergaard publica su primer libro sobre él, Carl Th. Dreyer, el trabajo de un director de cine.

En 1942, Dreyer vuelve al rodaje después de un paréntesis de diez años. Después del estreno de Dies Irae ( Vredens Dag ) en 1943, Dreyer viaja a Suecia donde realiza otra película, Dos seres ( Två månniskor , 1945). En los años siguientes a la ocupación, dirige una serie de cortometrajes; al mismo tiempo, prepara su proyecto más acariciado, una película sobre Jesús, que nunca llegó a realizar.

En 1952, Dreyer obtiene una subvención para dirigir el cine Dagmar en Copenhague; los ingresos que le proporciona le permitirán vivir tranquilamente hasta su muerte.

En el Festival de Cine de Venecia de 1955, Dreyer conquista el primer premio por la película La palabra (Ordet ), que cosechará un notable éxito. Su última película, Gertrud (1964) es muy controvertida, pero obtiene el premio danés Bodil como mejor película del año.

Carl Theodor Dreyer fallece el 20 de marzo de 1968. Está enterrado en el Frederiksberg Kirkegård, en Copenhague.

Ha participado en

La palabra (Ordet). El loco tiene la palabra

Presentada por Antoni Marí

Michael (Mikaël). Del expresionismo al esencialismo

Presentada por Carles Martí

Los cortometrajes de Dreyer

Dies Irae ( Vredens Dag )

Presentada por Miquel de Palol

La vieja y el mal. A propósito de Vampyr

Presentada por Pilar Pedraza

Gertrud. Gertrud o plenitud

Presentada por Pere Gimferrer